“Está emergiendo un nuevo proceso insurgente; la palabra izquierda ya no es suficiente”: Catherine Walsh

Catherine Walsh-HJH-LJJ
Catherine Walsh. Foto: Héctor Jesús Hernández, La Jornada Jalisco

Raúl Torres, Ayotitlán / La Jornada Jalisco  9 noviembre 2009

 

 Tras presenciar los trabajos del CNI en Ayotitlán, Catherine Walsh, investigadora de la Universidad Andina Simón Bolívar, en Ecuador, consideró que este tipo de organizaciones debe consolidar alianzas con los indígenas de otros países para compartir experiencias, pues las luchas contra las trasnacionales son las mismas en muchos puntos del planeta.

“Lo que he escuchado estos dos días sobre la compañía minera (Peña Colorada), es igual en el mundo. Me imagino que son las mismas compañías porque su estrategia es irse de país en país cambiando su nombre y por ello no hay un registro (…) Las luchas ya no son nacionales, sino que cruzan fronteras; esta conquista y exterminio es una cuestión común”, señaló.

Relató un caso en que las comunidades chachis y afrodescendientes del norte de Ecuador y el sur de Colombia, en una acción rápida, lograron sacar de su territorio a una compañía minera que explotaba oro en los ríos de la zona.

“Hicimos una conferencia de prensa, tuvimos una audiencia en el Congreso Nacional que en ese momento estaba tratando asuntos étnicos, hicimos una presentación pública en la que se detectó un infiltrado de la compañía y también lo sacamos; presionamos mucho al gobierno y logramos que se sacara a la mina”, dijo.

Aunque reconoció que en un país tan grande como México la situación es más complicada, sin embargo refirió que espacios como el Congreso Nacional Indígena son sumamente importantes, pues representa un lugar de encuentro e intercambio de experiencias y se pronunció porque las ONG o los académicos no entren a estos espacios a querer decir qué hacer, sino a apoyar lo que la gente dice: “la gente sabe qué hacer”.

Sin querer generalizar, opinó que lo que sucede con los pueblos indios ya no cabe dentro de lo que tradicionalmente se conoce como la izquierda en Amérca Latina, por lo que hay que buscar otra forma de nombrarlo, pues va más allá.

“Por su base marxista (de la izquierda) y la lucha de clase, tiene mucha dificultad para pensar con los movimientos indígenas de hoy; mi lectura es que esto es parte de este sistema racionalizado que piensa que la izquierda intelectual, académica o vanguardista, es típicamente una izquierda masculina y blanca mestiza. El marxismo no es suficiente, puede dar algunos elementos, pero hoy en día la lucha tiene que partir de otros principios. Creo que lo que esta emergiendo es un nuevo proceso insurgente en el que tal vez la palabra izquierda ya no es suficiente y no da el sentido que queremos dar, y tenemos que pensar cómo nombrarlo”, concluyó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s